Connect with us

Ciencia

Investigadores ofrecen nueva explicación de la conciencia

La nueva teoría de la conciencia podría explicar qué trastornos la afectan y por qué es tan difícil hacer dieta y resistirse a otros impulsos.

Published

on

Se dice que la conciencia es el conocimiento de nosotros mismos y de cómo interpretamos todo lo que nos rodea. Asimismo, se dice que esta conciencia es única para todos. Una definición con la que muchos estarían de acuerdo. No obstante, quedan múltiples preguntas sobre la verdadera naturaleza de la conciencia. Como, por ejemplo, una de las más primordiales: ¿está nuestra mente consciente realmente a cargo de nuestras decisiones?

Con la idea de explicar por qué se desarrolló y para qué sirve la conciencia, además de explicar fenómenos que no se pueden explicar con las teorías actuales, un estudio reciente de la Universidad de Boston, Estados Unidos, ha propuesto una nueva teoría, que sugiere que la conciencia subjetiva no es más que un sistema de memoria que registra nuestras interacciones inconscientes con la realidad.`

La conducta humana se realiza de forma inconsciente

El investigador a cargo del estudio, Andrew Budson, de la Facultad de Medicina Chobanian & Avedisian de la Universidad de Boston, asegura así que nuestros cerebros no son realmente conscientes de nuestro entorno, sino que procesan recuerdos subconscientes desarrollados hace apenas medio segundo. En otras palabras, es el cerebro inconsciente de una persona el que hace todo el trabajo, y el cerebro consciente simplemente reacciona a él.

“Nuestra teoría es que la conciencia se desarrolló como un sistema de memoria que es utilizado por nuestro cerebro inconsciente para ayudarnos a imaginar de forma flexible y creativa el futuro y planificar en consecuencia”, dice el autor del estudio, publicado en la revista Cognitive and Behavioral Neurology, en un comunicado de la universidad.

“Lo que es completamente nuevo en esta teoría es que sugiere que no percibimos el mundo, ni tomamos decisiones, ni realizamos acciones directamente. En cambio, hacemos todas estas cosas inconscientemente y luego –alrededor de medio segundo después– recordamos haberlas hecho”, aseguró.

Budson afirma que la idea de que todas nuestras decisiones y acciones se realizan de forma inconsciente –y que simplemente nos engañamos a nosotros mismos haciéndonos creer que las realizamos conscientemente– puede dar lugar a algunas cuestiones que inducen a la ansiedad sobre el libre albedrío.

“Una gran mayoría, si no toda, de la conducta humana se realiza en realidad de forma inconsciente y la conciencia es simplemente el recuerdo de haber realizado acciones específicas”, afirma Budson en entrevista con The Debrief.

El trabajo podría ayudar a proporcionar una nueva visión de las cuestiones filosóficas en torno al libre albedrío y la responsabilidad moral. Imagen de Benjamin Balazs en Pixabay

Fenómenos que otras teorías no pueden explicar

En la actualidad existen muchas teorías sobre la conciencia. Algunas proponen una construcción jerárquica, en la que el cerebro promueve o degrada activamente los procesos cognitivos para que sean inconscientes o conscientes. Otras teorías se centran en si ciertas partes del cerebro pueden generar la información correcta, decidiendo así si es consciente o no.

No obstante, Budson y los coautores Kenneth Richman, filósofo de la Facultad de Farmacia y Ciencias de la Salud de Massachusetts, y Elizabeth Kensinger, psicóloga del Boston College, consideran que el procesamiento directo de los estímulos –las otras teorías implican el procesamiento directo de los estímulos cuando entran en el cerebro y la posterior toma de decisiones en primer o segundo plano– es simplemente demasiado lento para explicar los rápidos reflejos que se observan en los deportes y otras actividades de alto nivel.

“Sabíamos que los procesos conscientes eran simplemente demasiado lentos para participar activamente en la música, los deportes y otras actividades en las que se requieren reflejos en fracciones de segundo. Pero si la conciencia no interviene en esos procesos, era necesario encontrar una explicación mejor de lo que hace la conciencia”, dice Budson, que también es director del Centro de Neurociencia Cognitiva Traslacional del Sistema Sanitario de Asuntos de Veteranos (VA) de Boston.

¿Por qué hacemos cosas que sabemos que no debemos?

Su teoría propone entonces que los estímulos entran directamente en el inconsciente antes de que el cerebro los empuje hacia el consciente basándose en los recuerdos del suceso, y las acciones que creemos que son conscientes se controlan en realidad totalmente por impulso. En su opinión, esto explica por qué hacemos cosas que sabemos que no debemos, como comer compulsivamente.

“Incluso nuestros pensamientos no suelen estar bajo nuestro control consciente. Esta falta de control es la razón por la que podemos tener dificultades para detener una corriente de pensamientos que pasan por nuestra cabeza mientras intentamos dormir, y también por la que la atención plena es difícil”, dice Budson.

Trastornos psicológicos, libre albedrío y responsabilidad moral

Según el comunicado, Budson y sus coautores consideran que una serie de trastornos neurológicos, psiquiátricos y del desarrollo son trastornos de la conciencia, como la enfermedad de Alzheimer y otras demencias, el delirio, la migraña, la esquizofrenia, el trastorno de identidad disociativo y ciertos tipos de autismo, entre otros.

El trabajo podría proporcionar así una nueva hoja de ruta para los médicos y científicos que buscan ayudar a las personas a lidiar con problemas de comportamiento como comer en exceso. Asimismo, podría ayudar a entender las formas en que las estructuras cerebrales apoyan la memoria e incluso proporcionar una nueva visión de las cuestiones filosóficas en torno al libre albedrío y la responsabilidad moral.

Nota Tomada de:

https://www.dw.com/es/estamos-a-cargo-de-nuestras-decisiones-investigadores-ofrecen-nueva-explicaci%C3%B3n-de-la-conciencia/a-63398382

Leave your vote

Ciencia

Descubren tortuga marina prehistórica del tamaño de un coche

En las montañas del sur de los Pirineos, científicos han descubierto los restos de una nueva especie de enorme tortuga marina. La criatura prehistórica es la más grande de su clase jamás encontrada en Europa.

Published

on

Investigadores han desenterrado los restos de una nueva especie de tortuga marina gigantesca en el norte de España. Con un peso de unas dos toneladas y una longitud de 3 metros, la criatura prehistórica es la mayor de su clase jamás descubierta en Europa.

Los científicos describieron la tortuga, a la que llamaron Leviathanochelys aenigmatica, que vivió durante el periodo Cretácico, el último capítulo de la era de los dinosaurios, en un artículo publicado en Scientific Reports.

La prehistórica tortuga hace ver pequeña a la tortuga más grande de la actualidad, la tortuga laúd, que puede alcanzar los 2 metros de longitud y es conocida por sus maratonianas migraciones marinas. La Leviathanochelys casi iguala a la mayor tortuga de la que se tiene constancia, la Archelon, que vivió hace unos 70 millones de años y alcanzó unos 4,6 metros de longitud.  

Leviathanochelys aenigmatica significa “tortuga leviatán enigmática” debido a su gran tamaño y a la curiosa forma de su pelvis, que los investigadores sospechan que está relacionada con su sistema respiratorio.

“Tan larga como un Mini Cooper”

“Leviathanochelys era tan larga como un Mini Cooper, mientras que Archelon tenía el mismo tamaño que un Toyota Corolla”, dijo el paleontólogo y coautor del estudio Albert Sellés, del Institut Català de Paleontologia (ICP), un centro de investigación afiliado a la Universidad Autónoma de Barcelona.  

El lugar de la excavación donde se encontraron los fósiles de la gran tortuga marina del Cretácico Leviathanochelys aenigmatica, que vivió hace unos 83 millones de años, en la comarca catalana del Alt Urgell, en el noreste de España.

Era bueno tener el tamaño de un coche, teniendo en cuenta el peligroso tráfico del antiguo Mar de Tethys en el que nadaba Leviathanochelys. Enormes reptiles marinos con poderosas mandíbulas llamados mosasaurios eran los mayores depredadores, algunos de los cuales superaban los 15 metros de longitud. También acechaban varios tiburones y rayas, así como reptiles marinos de cuello largo llamados plesiosaurios.  

“Atacar a un animal del tamaño de Leviathanochelys posiblemente solo podría haber sido hecho por grandes depredadores en el contexto marino. En aquella época, los grandes depredadores marinos de la zona europea eran principalmente tiburones y mosasaurios”, explica Óscar Castillo, estudiante del máster de paleontología de la Universidad Autónoma de Barcelona y autor principal del estudio.

Ápice del aumento del tamaño corporal

“Durante el Cretácico, hubo una tendencia en las tortugas marinas a aumentar su tamaño corporal. Leviathanochelys y Archelon podrían representar el ápice de este proceso. La razón de este aumento de tamaño corporal se ha hipotetizado como presiones depredadoras, pero podría haber otros factores”, añadió Castillo.  

Otras tortugas de gran tamaño del pasado de la Tierra son Protostega y Stupendemys, ambas de unos 4 metros de longitud. 

Protostega era una tortuga marina del Cretácico que vivió hace unos 85 millones de años y, al igual que su prima posterior Archelon, habitaba el gran mar interior que en aquella época dividía América del Norte en dos. Stupendemys merodeaba por los lagos y ríos del norte de Sudamérica hace unos 7-13 millones de años, durante la época del Mioceno. 

Los científicos desenterraron los restos de Leviathanochelys cerca del pueblo de Coll de Nargó, en la comarca catalana del Alt Urgell, después de que un excursionista avistara los fósiles que sobresalían del suelo en las montañas del sur de los Pirineos. Hasta la fecha, se han encontrado partes de la parte posterior de su caparazón y la mayor parte de la cintura pélvica, pero no el cráneo, la cola ni las extremidades.  

La presencia de un par de protuberancias óseas en la parte delantera de la pelvis difiere de cualquier otra tortuga marina conocida, lo que indica que Leviathanochelys representa un linaje recién descubierto. Esto demuestra que el gigantismo en las tortugas marinas se desarrolló de forma independiente en linajes separados del Cretácico en América del Norte y Europa. 

Nota Tomada de:

https://www.dw.com/es/descubren-en-espa%C3%B1a-una-tortuga-marina-prehist%C3%B3rica-del-tama%C3%B1o-de-un-coche/a-63891348

Leave your vote

Continue Reading

Ciencia

Confirman nueva escala de medición para magnitudes ínfimas o gigantescas

La Tierra pesa unos seis ronnagramos: la escala actual no puede satisfacer la necesidad de expresar órdenes de magnitud cada vez mayores debido a la explosión de las tecnologías digitales.

Published

on

La escala actual no puede satisfacer la necesidad de expresar órdenes de magnitud cada vez mayores debido a la explosión de las tecnologías digitales. (few)

La Conferencia General de Pesos y Medidas (CGPM) adoptó dos nuevos prefijos, Ronna (R) y Quetta(Q), para expresar órdenes de magnitud ínfimas o gigantescas, cada vez más comunes en la ciencia moderna. 

Es la primera vez en más de tres décadas que el Sistema Internacional (SI), instaurado en 1960 y más comúnmente llamado sistema métrico, adopta nuevos prefijos.       

Aunque todo el mundo conoce el kilo, que expresa por ejemplo un número de metros o de gramos en mil –con tres ceros detrás de la unidad–, solo los científicos utilizan los términos Zetta (Z) y Yotta (Y), que expresan, respectivamente, una cantidad con 21 y 24 ceros detrás.

Se introdujeron en 1991, cuando la comunidad de químicos necesitó expresar cantidades de moléculas de esta magnitud. 

Casi al límite de límite para expresar datos en yottabytes

Pero incluso la Yotta no puede satisfacer la necesidad de expresar órdenes de magnitud cada vez mayores debido a la explosión de las tecnologías digitales, explica Richard Brown, jefe de Metrología –la ciencia de las medidas– en el laboratorio nacional de física británico (NPL).

“Estamos muy cerca del límite para expresar datos en yottabytes, que es el prefijo más alto disponible”, señala a la AFP el científico, a la iniciativa de este cambio.

Estos prefijos no harán referencia solamente a lo infinitamente grande. También se aplicarán a lo infinitamente pequeño, por ejemplo, en “la ciencia cuántica –la física de partículas– donde se miden cosas muy, muy pequeñas”, añade Richard Brown.

Los nuevos prefijos Ronna (R) y Quetta (Q) expresan cantidades con 27 y 30 ceros detrás de la unidad, respectivamente. 

De manera simétrica, el ronto (r) y el quecto (q) expresan cantidades cuya unidad se encuentra, respectivamente, en la 27ª y 30ª posición detrás de la coma.

Con estos prefijos, “la Tierra pesa unos 6 ronnagramos”, es decir un 6 seguido de 27 ceros, observa el doctor Brown.

Por el contrario, algo que pesara 6 rontogramos equivaldría a un número decimal y el 6 se colocaría en la 27ª posición a la derecha de la coma. 

Denominaciones fantasiosas: “Brontobytes” o “hellabytes”

Estos cambios fueron adoptados el viernes en el Palacio de Versalles (oeste de París, Francia) por los científicos reunidos en la CGPM, que se celebra cada cuatro años. 

El científico británico quiso crear nuevos prefijos debido a la aparición de denominaciones fantasiosas utilizadas para el almacenamiento de datos, como los “brontobytes” o los “hellabytes”. 

Pero era necesario satisfacer la exigencia del Sistema Internacional y utilizar prefijos de una sola letra.

Por otra parte, una convención dicta que los prefijos de grandes órdenes de magnitud terminan con la letra “a”, y los de muy pequeñas cantidades con una “o”.

Ronna y ronto, Quetta y quecto, podrán satisfacer las necesidades de medición de números muy grandes durante al menos los próximos 20 a 25 años, según el especialista en metrología.

Nota Tomada de:

https://www.dw.com/es/oficial-confirman-nueva-escala-de-medici%C3%B3n-para-magnitudes-%C3%ADnfimas-o-gigantescas/a-63866659

Leave your vote

Continue Reading

Ciencia

Tormenta solar abre agujero en el campo magnético de la Tierra

Una explosión de auroras rosas extremadamente raras iluminó recientemente el cielo nocturno de Noruega.

Published

on

Una tormenta solar especialmente fuerte ha abierto un agujero en el campo magnético de la Tierra esta semana, provocando recientemente en el cielo nocturno de Noruega unas impactantes auroras rosas.

“Estas fueron las auroras rosas más fuertes que he visto en más de una década de dirigir excursiones”, dijo Markus Varik, guía del operador turístico de auroras boreales Greenlander, quien compartió las imágenes en la página de Facebook de la empresa.

Según informa Live Science, el fenómeno, visto en los cielos de Tromsø (Noruega) el 3 de noviembre, sucedió debido a la brecha que permitió que las partículas solares altamente energéticas penetraran en la atmósfera más profundamente de lo normal, desencadenando las inusuales luces de colores, que suelen producirse alrededor de los polos de la Tierra donde el campo magnético es más débil.

Aurora de color rosa


Aurora de color rosa

Las auroras suelen ser de color verde porque la mayoría de los vientos solares solo alcanzan altitudes de 100-240 kilómetros, donde hay una mayor concentración de oxígeno, emitiendo esa tonalidad cuando se excitan.

Sin embargo, según Spaceweather.com, durante la reciente tormenta solar, la grieta en la magnetosfera de la Tierra permitió que el viento solar penetrara por debajo de los 100 kilómetros, donde el nitrógeno es el gas más abundante, permitiendo que las auroras aparezcan de color rosa.

El Sol se está preparando para su periodo más activo del ciclo solar y ya está inusualmente activo.

Nota Completa en:

https://www.dw.com/es/tormenta-solar-abre-agujero-en-el-campo-magn%C3%A9tico-de-la-tierra-provocando-raras-auroras-rosas/a-63688118

Leave your vote

Continue Reading

Tendencias

Copyright © 2017 Zox News Theme. Theme by MVP Themes, powered by WordPress.

Log In

Forgot password?

Forgot password?

Enter your account data and we will send you a link to reset your password.

Your password reset link appears to be invalid or expired.

Log in

Privacy Policy

Add to Collection

No Collections

Here you'll find all collections you've created before.